Aplicaciones de los Betunes Asfáticos

De Construpedia


Contenido

Campo de Aplicación de los Betunes Asfáticos

Los betunes asfálticos se emplean como material ligante de mezclas bituminosas para pavimentación de carreteras y como materia prima en la fabricación de láminas asfálticas para impermeabilizaciones, revestimientos de tuberías, impermeabilización de obras hidráulicas, puentes, túneles, carreteras. Como también productos para sellado de cualquier tipo de juntas, pinturas, adhesivos, y otras impermeabilizaciones.

Según datos del año 2007, el consumo de los betunes asfálticos ha estado cerca de 2,5 Mt, de los cuales aproximadamente un 75% se ha usado en la pavimentación de carreteras y un 25% en la industria de las impermeabilizaciones.

Requisitos para su Puesta en Obra

Las propiedad del betún de ser una suspensión coloidal es de gran utilidad en la construcción. Para que el betún pueda resistir con un mínimo de deformación la acción de las cargas del tráfico y las deformaciones no sean plásticas, sino elásticas, es necesario emplear betunes de alta consistencia.

Su aplicación en obra exige una baja viscosidad para que el producto pueda mojar bien los áridos y adherirse a éstos con la máxima efectividad; ello obliga a calentar el betún hasta una cierta temperatura, alterando el equilibrio coloidal sólo para que sea posible volver al primitivo estado de consistencia cuando el betún enfríe.

Pero además, el equilibrio coloidal que da resistencia adecuada al betún una vez frío, no debe alterarse por cambios de temperatura cuando el firme quede abierto al tráfico, porque éste resultará plástico y se deformará sin recuperación total bajo la acción de las cargas del tráfico, por no tener el betún la suficiente rigidez.

Si la temperatura ambiente desciende mucho, la consistencia del betún demasiado elevada puede tornarlo rígido y frágil, así el betún puede agrietarse. Por ello, debe vigilarse este material ante los cambios bruscos de temperatura.

Los betunes tienen gran durabilidad frente a las agresiones de los agentes naturales, tendiendo únicamente a oxidarse cuando están expuestos al aire, al calor y a los rayos UV, aunque esta oxidación es mucho más lenta que en los alquitranes. Debido a que la oxidación es un fenómeno superficial sus efectos son tanto más perjudiciales cuanto más delgada es la capa de betún que se ha aplicado.

Artículos Relacionados

Enlaces Externos

en Catálogo multi-fabricante de Productos y Materiales de la Construcción

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado. Cookies