Gas y Calefacción. Puesta en Obra de Instalaciones de Calefacción, Agua Caliente Sanitaria y Prevención de Averías por Corrosión: Soldadura Eléctrica

De Construpedia

LogoFLC.PNG Nota: Este artículo ha sido creado gracias a la Fundación Laboral de la Construcción en el marco del Programa de Afiliados de la Construpedia. El contenido pertenece a la publicación Gas y calefacción II: puesta en obra de instalaciones de calefacción, agua caliente sanitaria y prevención de averías por corrosión disponible en el sitio web Fundación Laboral de la Construcción

¡Atención! Esté artículo está sujeto a Derecho de Autor. © Fundación Laboral de la Construcción.



Soldadura eléctrica

La soldadura eléctrica o soldadura por arco eléctrico, está muy extendida en las instalaciones de calefacción y gas. Se utiliza para soldar tubos de acero.

La soldadura eléctrica, dado su cómodo manejo, ha sustituido prácticamente a la soldadura autógena, aunque ésta presenta la ventaja de no tener que depender de la electricidad.

La soldadura eléctrica depende de la electricidad, su principio de funcionamiento radica en la generación de calor producido por una chispa o arco voltaico.

Un arco voltaico es similar al rayo eléctrico de una tormenta, las cargas eléctricas de la tierra y de las nubes son tan diferentes que se equilibran a través de los rayos.

También entre las piezas a soldar y el material de aporte se crea una diferencia de tensión que es capaz de provocar un arco voltaico suficiente para fundir el material de aporte o electrodo y la pieza a soldar.

La intensidad de corriente eléctrica que es necesaria para soldar proviene de equipo de soldadura eléctrica, que básicamente es un transformador de energía. El transformador recibe tensión de red a 220 voltios ó 380 voltios y proporciona diferentes valores de energía capaces de fundir el acero.

El material de aporte se llama electrodo. El electrodo va conectado eléctricamente a un terminal del equipo llamado pinza. La pieza o tubo a soldar se conecta con el terminal del equipo denominado masa. Si el equipo está conectado, al acercar el electrodo a la pieza a soldar, se produce un arco voltaico que funde tanto la zona de la pieza como el electrodo. Del electrodo caen gotas de acero sobre la zona fundida de la pieza, formando una pequeña balsa de material. Al enfriarse la pieza queda solidificada y soldada.

Detalle de soldadura eléctrica

A medida que se avanza, tapando la unión de los tubos se va creando un cúmulo de material metálico fundido o cordón de soldadura, en cuya parte superior se forma una capa de escorias protectoras de la soldadura. Esta escoria, una vez enfriada la zona soldada, se elimina con una piqueta. Esta escoria proviene de una sustancia impregnada en el electrodo.

Se trata de crear una atmósfera gaseosa alrededor de la suelda que protege la balsa de oxidaciones. Esta atmósfera da estabilidad a la soldadura.

Existen diferentes tipos de electrodos en función del acero o del espesor de la pieza a soldar, siendo los más finos para espesores menores y los más gruesos para espesores mayores.

Un electrodo se compone de "alma", que es el material aportado a la soldadura y cuya función es la de servir de revestimiento protector.

El electrodo va unido por uno de sus extremos al terminal o polo eléctrico de la pinza, por lo que uno de sus extremos va exento de este revestimiento, facilitando así el contacto eléctrico.

Electrodo

Los equipos de soldadura eléctrica más utilizados son los que se alimentan con tensión alterna, que es la disponible habitualmente.

Básicamente se componen de un transformador de tensión con diferentes salidas de potencia, en función del tipo de soldadura. Todo el conjunto va envuelto en una carcasa perfectamente aislada. La pieza donde se sujeta y se conecta el electrodo se une con el equipo a través de un gran conductor con alto aislamiento eléctrico. La toma de masa también se realiza con un cable conductor. Su sujeción y conexión eléctrica a la pieza a soldar se realiza mediante un gato o aprieto especial, con el cable conductor conectado.

La siguiente figura esquematiza cada una de las partes que componen un equipo completo de soldadura eléctrica convencional.

Equipo completo convencional de soldadura eléctrica

La chispa eléctrica almacenada en la soldadura produce una temperatura elevada, hasta 5.000 º C, y una gran luz. Dicha luz está compuesta por tres tipos de radiaciones:

- Luminosas. Brillo intenso.
- Infrarrojas. Producen el calor y el derretido del acero.
- Ultravioletas. Muy dañinas para la vista.

La ropa de seguridad que este tipo de soldadura necesita son: mandiles, botas, careta y guantes.

A continuación se muestra el tipo de electrodo y la intensidad de corriente necesaria, según el espesor del la tubería.

Diámetro de electrodo en función del espesor del tubo

La soldadura eléctrica es la más extendida en los tendidos de tubos de acero pertenecientes a instalaciones de calefacción y gas.

Artículos Relacionados

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado. Cookies