Tuberías de Hormigón de Alta Calidad

De Construpedia

Logo atha.gif Nota: Este artículo ha sido creado gracias a ATHA en el marco del Programa de Afiliados de la Construpedia. El contenido pertenece a la publicación Manual de Diseño y Cálculo para la Fabricación de Tuberías de Hormigón Armado, disponible en el sitio web .

¡Atención! Esté artículo está sujeto a Derecho de Autor.


En la actualidad las Industrias manufactureras de Tuberías de Hormigón han puesto a disposición de los usuarios tuberías de hormigón para saneamiento de Alta Calidad.

Sus productos y especificaciones se recogen en las Normas UNE 127.010, UNE 127.011, UNE-EN 1.610, así como en la norma ASTM C-76 M y en Pliegos de reconocido prestigio, en los que se definen las características de todos los elementos componentes de una canalización; esto es:

Instalación de tubería de hormigón armado con pozo de registro


En dichos documentos se recogen las tolerancias dimensionales, limitaciones de absorción, alcalinidad y lisura para tubos, pozos y otros elementos complementarios.

Los criterios de tolerancia dimensional son muy estrictos y ésto da lugar a mejoras en el comportamiento de la tubería en pruebas y en uso. Esta mayor perfección de acabado se obtiene por el fresado de enchufes o espigas de los tubos y un estricto control de las arandelas base que aplican las industrias punteras del sector.

Una de las grandes ventajas del tubo de hormigón armado frente a otras soluciones radica en la gran capacidad que tiene este tipo de tubo para soportar las cargas exteriores de tierra y de tráfico sin deformarse. Las normas anteriormente citadas permiten fabricar tubos adaptados a las condiciones de carga a las que van a estar expuestos, variando los espesores de pared y los armados de los mismos. De esta forma, la norma UNE 127.010 define cuatro clases resistentes para los tubos de hormigón armado (clases 60, 90, 135 y 180) y la norma ASTM C-76 M cinco, (clases I, II, III, IV y V), en función de la capacidad resistente del tubo.

Ensayo de aplastamiento de tubos de hormigón


El dispositivo de unión entre tubos es el del tipo enchufe/campana por compresión y deslizamiento, en el que la junta de estanqueidad puede colocarse sobre un macho escalonado o sobre un macho acanalado, donde queda confinada.

Las juntas entre elementos de pozos están formadas por dos piezas: una junta deslizante, que puede ser autolubricada, y un elemento de apoyo para uniformizar el contacto entre elementos.

Las conexiones tubo - pozo se resuelven con juntas elásticas o con piezas cortas empotradas en fábrica.

Pozo de registro y módulo de recrecido prefabricados


Para las uniones entre tubos, el sistema dispone de juntas deslizantes elásticas, que también pueden ser autolubricadas, diseñadas con secciones de contacto amplios para minimizar los problemas de comportamiento a largo plazo, poder garantizar la resistencia a la penetración de raíces y evitar tensiones excesivas en la unión entre tubos.

Los pozos están constituidos por elementos complementarios (módulos base, de recrecido, de cierre, cónicos, losas de transición, etc.), juntas elásticas tubo-pozo y juntas elásticas para uniones entre los elementos del pozo, espesores de pared sobredimensionados y pates de polipropileno incorporados.

Los sistemas de saneamiento disponen de piezas especiales para solucionar prácticamente cualquier situación que se presente en las obras sin despreciar aquellas canalizaciones más sencillas en las que se presenta como un producto altamente competitivo en la relación calidad/precio.

El tubo de hormigón dispone de la tecnología necesaria para la realización de obras de canalización sin apertura de zanja, mediante la colocación de tuberías hincadas por empujador, que permiten el paso de tuberías en pasos de difícil ejecución, como en cruces bajo carretera o ferrocarril.

Instalación de tubería hincada con empujador


Las empresas fabricantes de estas tuberías de Alta Calidad tienen establecidos sistemas de aseguramiento de calidad y todos los elementos componentes del sistema de canalización se prueban en fábrica con criterios estrictos. Así toda la tubería hasta el Æ1200 se prueba hidráulicamente al 100% en la cadena de producción.

El tubo de hormigón, durante su proceso de fabricación y, posteriormente, durante su larga vida de servicio, es un producto respetuoso con el medio ambiente, que mejora sus propiedades con el tiempo y que responde perfectamente a las exigencias ecológicas actuales y a las normas más avanzadas que se promulguen en un futuro próximo a este respecto.

Las tuberías y pozos prefabricados de hormigón tienen una amplia gama de productos capaz de solucionar cualquier situación que se presente en las obras

Artículos Relacionados

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado. Cookies