Uso Seguro de la Autohormigonera

De Construpedia


Nota: Este artículo ha sido creado gracias al Confederación Nacional de la Construcción y a ASEAMAC en el marco del Programa de Afiliados de la Construpedia. El contenido está disponible en el sitio web de Aseamac

¡Atención! Esté artículo está sujeto a Derechos de Autor.

.....LOGO CNC 2009.jpg.............................. LogoAseamac.gif ........................... Ugt.GIF...........................LogoAnmopyc.GIF


Autohorm1.png

Contenido

Consideraciones generales

  • Una autohormigonera es una máquina diseñada para fabricar, transportar y descargar el hormigón en aquellos puntos de la obra donde sea necesario.
  • Esta ficha es válida para autohormigoneras con tambor de descarga frontal o giratoria a 180º y provistas de pala autocargadora.
  • Esta ficha muestra únicamente las normas específicas de seguridad que deberá seguir el operador de esta máquina para poder utilizarla de un modo seguro.
  • Esta ficha no sustituye al manual de instrucciones del fabricante. Las normas contenidas son de carácter general, por lo que puede que algunas recomendaciones no resulten aplicables a un modelo concreto.
  • Esta ficha está destinada a operadores de maquinaria alquilada, por lo que no se contemplan ni los riesgos generales existentes en una obra ni los riesgos derivados de las operaciones de transporte o mantenimiento de la máquina (operaciones que serán realizadas por las empresas de alquiler).
  • La máquina sólo deberá emplearse para el fin al que ha sido destinada y siempre por personal autorizado y formado para su utilización.
  • El operador debe familiarizarse con el manejo de la máquina antes de usarla por primera vez. Deberá conocer la función y sentido de funcionamiento de cada mando, la forma de parar rápidamente el motor, las posibilidades y limitaciones de la máquina, el espacio necesario para maniobrar y la misión de los dispositivos de seguridad.
  • Prestar una especial atención a todas las placas de información y advertencia dispuestas en la máquina.
  • Las operaciones de mantenimiento, reparación o cualquier modificación de la máquina sólo podrán ser realizadas por personal especializado perteneciente a la empresa alquiladora.
  • No utilizar la máquina cuando se detecte alguna anomalía durante la inspección diaria o durante su uso. En tal caso, poner la máquina fuera de servicio y avisar inmediatamente al servicio técnico de la empresa alquiladora.

Antes de comenzar a trabajar

RIESGOS MEDIDAS PREVENTIVAS
Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina.

Golpes contra objetos.

Golpes a otros trabajadores.

Atropellos

Contacto eléctrico
Conocer las instrucciones de seguridad contenidas en el Plan de Seguridad y Salud de la obra para la realización de trabajos con este tipo de máquina.

Informarse cada día de otros trabajos que puedan generar riesgos (huecos, zanjas, etc.), de la realización simultánea de otros trabajos y del estado del entorno de trabajo (pendientes, obstáculos, hielo, etc.).

Conocer el lugar de trabajo por donde se desplazará o trabajará la máquina. Especialmente, el tipo de terreno, los puntos donde puedan existir restricciones de altura, anchura o peso y la presencia de líneas eléctricas aéreas.
Choques contra otros vehículos.

Golpes a otros trabajadores.

Atropellos
Seguir las normas de circulación establecidas en el recinto de la obra y, en general, las marcadas en el Código de circulación.

En caso necesario, situar las protecciones adecuadas respecto a la zona de circulación de peatones, trabajadores o vehículos (vallas, señales, etc.).

La máquina deberá estar matriculada para poder circular por vía pública y deberá disponer de los preceptivos elementos de seguridad y señalización (luz rotativa, retrovisores, etc.).

Para circular dentro de la obra se recomienda que el conductor disponga como mínimo de carné de conducir clase B. Cuando se circule por vía pública, el conductor deberá poseerlo obligatoriamente.

Este vehículo sólo podrá circular por vía pública de noche si dispone de un equipo de luces homologado.
Intoxicación por inhalación de monóxido de carbono.

Asfixia
Sólo se podrá trabajar con la máquina en lugares cerrados (interior de naves, túneles, etc.) cuando se pueda garantizar que se mantendrá una ventilación adecuada y suficiente durante la realización del trabajo. En tal caso, deberá detenerse el motor cuando no se emplee la máquina
Incendio.

Explosión.
No utilizar nunca la máquina en atmósferas potencialmente explosivas (cerca de almacenamientos de materiales inflamables como pintura, combustible, etc.).
Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina.

Caída de objetos sobre el puesto de conducción.

Impacto de objetos
Evitar circular y trabajar cerca de los bordes de excavaciones, zanjas, taludes o desniveles. En caso necesario, la máquina deberá disponer de una estructura de protección contra el vuelco (ROPS).

Los bordes de excavaciones y vaciados deberán estar acotados y disponer de elementos que adviertan al operador que se está aproximando excesivamente al mismo.

Evitar realizar trabajos en zonas donde exista riesgo de caída de objetos sobre el puesto de conducción. Cuando sea necesario, la máquina deberá disponer de una estructura de protección (FOPS) en la dirección de caída del objeto (parte superior, frontal, lateral o trasera).

Comprobar la existencia sobre la máquina de una placa que asegure la disposición de estas estructuras.
Inhalación de polvo.

Golpes por falta de visibilidad.
Cuando exista exceso de polvo ambiental en el lugar de trabajo, como consecuencia de la circulación de otros vehículos o del propio trabajo, y la máquina no disponga de una cabina cerrada, se recomienda humedecer la zona previamente, de manera que se evite el polvo, pero sin llegar a producir fango.
Golpes por falta de visibilidad.

Pérdida de control de la máquina.
Cuando la iluminación natural sea insuficiente, deberá paralizarse el trabajo si la máquina no dispone de un sistema de iluminación propio o si no existe una iluminación artificial que garantice una adecuada visibilidad en el lugar de trabajo.

Suspender los trabajos cuando las condiciones climatológicas sean adversas (niebla, lluvia, etc.).


Autohorm2.png
Autohorm3.png

Ropa y equipos de protección individual

Autohorm6.png
  • Usar ropa de trabajo con puños ajustables. No es recomendable llevar colgantes, cadenas, ropa suelta, etc. que puedan engancharse con elementos de la máquina.
  • Se deberán utilizar los equipos de protección individual que figuren en el Plan de Seguridad y Salud para las situaciones señaladas en el mismo. A continuación se muestra un ejemplo de los equipos que se suelen utilizar:
-Calzado de seguridad. Su uso es obligatorio en una obra. Deberá poseer suela antiperforante/antideslizante.
-Casco de protección. Se deberá usar cuando la máquina no disponga de techo protector o cuando al bajar de la cabina exista riesgo de caída de objetos o de golpes en la cabeza.
-Gafas de protección. Se deberán usar cuando el puesto de conducción no disponga de parabrisas y exista riesgo de proyección de objetos a los ojos.
-Protectores auditivos. Será obligatorio cuando el valor de exposición a ruido (LAeq,d) supere los 87 dB(A).
-Ropa o chaleco reflectante. Será obligatorio cuando existan otros vehículos trabajando en las proximidades.

Comprobaciones diarias

Autohorm4.png
  • Verificar que la máquina no posea daños estructurales evidentes, ni presente fugas de líquidos.
  • Comprobar que todos los dispositivos de seguridad y protección están en buen estado y se encuentran colocados correctamente (tapa del motor, tapón del depósito de combustible, etc.).
  • Verificar que la presión de los neumáticos sea la correcta y que no existan cortes en la superficie de rodadura.
  • Comprobar que los niveles de combustible, aceite hidráulico, aceite motor, líquido de frenos y líquido refrigerante sean los adecuados. Rellenar en caso necesario.
  • Comprobar que el sistema de llenado de agua del tambor funciona correctamente y que no presenta fugas.
  • Verificar que los dispositivos luminosos y acústicos se encuentran en perfecto estado y funcionan correctamente.
  • Mantener el puesto de conducción, estribos y asideros limpios y libres de aceite, grasa, barro, hielo, etc. Mantener el puesto de conducción libre de objetos o herramientas que puedan desplazarse libremente impidiendo la realización de una maniobra determinada.
  • Comprobar el buen estado y regulación de los retrovisores y mantener limpio el parabrisas de la cabina.
  • Verificar que el cinturón de seguridad y su anclaje están en buen estado y que la regulación del asiento sea la adecuada al peso y medidas del operador.
  • Comprobar que las señales de información y advertencia permanecen limpias y en buen estado.

Al arrancar la máquina

RIESGOS MEDIDAS PREVENTIVAS
Caídas a distinto nivel.

Pérdida de control de la máquina.

Golpes al salir despedido del puesto de conducción
Subir y bajar de la máquina de forma frontal empleando los correspondientes peldaños y asideros. No utilizar el volante y/o las palancas como asideros para subir o bajar de la máquina.

No saltar de la máquina excepto en caso de emergencia.

Deben llevar y mantenerse las manos secas y las suelas limpias de barro y/o grasa.

Una vez sentado, abrocharse el cinturón de seguridad.
Golpes por elementos de la máquina.

Golpes a otros trabajadores.

Atropellos.

Choques contra otros vehículos.
La máquina sólo debe ponerse en marcha y accionarse desde el puesto del operador.

Antes de arrancar el motor, comprobar que no haya trabajadores en el radio de acción de la máquina. Asegurar en todo momento que nadie pueda permanecer dentro del radio de acción de la máquina durante su utilización o desplazamiento.

Cuando no se pueda evitar la realización simultánea de otros trabajos, ajenos a las operaciones con la propia máquina, deberá establecerse una coordinación entre trabajos.
Movimientos incontrolados de la máquina.

Riesgos derivados de un mantenimiento deficiente.
Antes de arrancar el motor, verificar que todas las palancas y mandos están en posición neutral.

Seguir las indicaciones del fabricante para arrancar el motor de la máquina.

Una vez en marcha, verificar su buen funcionamiento mediante la observación de los testigos luminosos. Los indicadores de presión de aceite y de carga de la batería deberán apagarse cuando el motor funcione.

A continuación, mediante maniobras lentas, comprobar que todos los mandos responden perfectamente, especialmente los correspondientes a los sistemas de frenado (servicio y estacionamiento).

Comenzar a trabajar cuando el aceite hidráulico alcance la temperatura normal de trabajo.


Autohorm5.png

Al circular con la máquina

RIESGOS MEDIDAS PREVENTIVAS
Caídas a distinto nivel. Solamente se podrán transportar otras personas sobre la máquina cuando el fabricante de la máquina haya dispuesto un segundo asiento. No se deberán transportar personas sobre los estribos de la máquina.
Pérdida de control de la máquina.

Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina.
Circular preferentemente por pistas o terrenos bien asentados, secos, limpios y libres de obstáculos.

En caso de circular frecuentemente sobre barrizales, se recomienda comprobar a menudo el correcto funcionamiento de los frenos.

Mantener una distancia de seguridad a los bordes de excavaciones, zanjas, desniveles del terreno, etc.
Pérdida de control de la máquina.

Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina.

Golpes contra objetos.
Adecuar la velocidad a las condiciones de trabajo y al estado del terreno, respetando siempre la velocidad máxima establecida en la obra.

Evitar realizar maniobras bruscas como frenazos, acelerones o giros a velocidad elevada.

No accionar la palanca de inversión de marcha si la máquina no está totalmente parada.

Circular a una velocidad moderada cuando la máquina esté cargada, maniobrando siempre con suavidad.
Choques contra otros vehículos. Mantener siempre una distancia de seguridad al circular cerca de otras máquinas. Extremar la precaución en cruces con poca visibilidad.
Golpes contra objetos.

Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina.

Golpes a otros trabajadores.

Atropellos.
Seguir siempre con la vista la trayectoria de la máquina.

Antes de invertir el sentido de la marcha, comprobar que se dispone de espacio suficiente y que no haya zanjas, huecos, objetos, etc.

Si la máquina dispone de señal acústica de marcha atrás, mantenerla activada mientras se esté trabajando con la máquina en el interior de la obra.

Para circular por vía pública deberá desconectarse.

En caso de no disponer, se deberá accionar la bocina antes de iniciar una maniobra de marcha atrás.
Golpes contra objetos. No manipular las palancas del tambor cuando la autohormigonera esté desplazándose.

Circular siempre con el tambor en posición de reposo y con la pala autocargadora recogida sobre el tambor, a no ser que sobre la máquina se indique lo contrario.

En autohormigoneras de descarga giratoria se deberá mantener el eje longitudinal del bombo orientado en el sentido de marcha.
Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina. Evitar subir o bajar bordillos. En caso necesario, se deberán colocar rampas de pendiente reducida que sean de un material capaz de soportar el peso de la máquina.

Subir o descender con las dos ruedas delanteras o traseras al mismo tiempo, evitando la realización de giros.
Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina. Extremar la precaución al circular por terrenos en pendiente.

Elegir siempre caminos secos y con adherencia.

No acercarse nunca a taludes sin consolidar.

Guardar una distancia de seguridad a sus bordes laterales.

No circular nunca en dirección transversal a la pendiente.

No circular nunca por terrenos con pendientes superiores a las recomendadas por el fabricante.

¡ATENCIÓN! La pendiente recomendada no significa que se pueda maniobrar con total seguridad en la misma en cualquier condición de carga, terreno o maniobra.

En cualquier caso, no resulta aconsejable rebasar los siguientes valores de pendiente: 20% en terrenos húmedos y 30% en terrenos secos.

Cuando se deban subir pendientes con la autohormigonera cargada, hacerlo despacio, sin realizar giros, con el tambor de frente a la pendiente y evitando frenazos bruscos.

Cuando se deban descender pendientes superiores al 10 %, hacerlo siempre marcha atrás, despacio, sin realizar giros y evitando frenazos bruscos.

En vehículos equipados con transmisión mecánica (caja de cambios o convertidor), no descender nunca la pendiente con la palanca de mando en posición neutra.
Pérdida de estabilidad de la máquina. A no ser que el fabricante indique lo contrario, no se deberá emplear la máquina para remolcar otros vehículos o para arrastrar cargas.
Autohorm7.png
Autohorm8.png

Trabajando con la máquina

RIESGOS MEDIDAS PREVENTIVAS
Golpes por elementos de la máquina.

Atrapamiento del operador.

Pérdida de estabilidad de la máquina.

Movimiento incontrolado.
Las palancas para mover el tambor sólo se deben manejar desde el puesto del operador.

No sacar ninguna parte del cuerpo fuera del puesto de conducción.

Los movimientos de los mandos se deben realizar lentamente y de forma progresiva.

No accionar dos movimientos simultáneamente.

No abandonar nunca el puesto de conducción sin haber detenido antes el motor.
Riesgos derivados de problemas de adhesión del hormigón (pérdida de estabilidad, etc.).

Atrapamientos con partes móviles de la máquina.
Al iniciar la operación de carga de materiales, se recomienda mantener girando el tambor para evitar los problemas de adhesión de hormigón en el interior del tambor.

No detener nunca el tambor cuando tenga masa en su interior.

Descargar el material nada más finalizar el proceso de amasado.

No introducir herramientas o partes del cuerpo dentro del tambor de la hormigonera.

Evitar el contacto de herramientas o similares con las partes móviles de la máquina.
Golpes contra objetos.

Proyección de objetos.

Inhalación de polvo.

Pérdida de estabilidad de la máquina.

Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina.
Aproximarse lentamente a la zona donde se dispone el material necesario para cargar el bombo (áridos, cemento, etc.) con la pala autocargadora situada a nivel del suelo.

No emplear la pala autocargadora como niveladora o excavadora.

Si la máquina no dispone de cabina cerrada, no situarse en la dirección del viento cuando se vaya el contenido de la pala en el interior del tambor.

Verificar que el tambor está centrado antes de descargar el contenido de la pala.

Llenar el tambor con agua hasta alcanzar el nivel deseado.

Controlar que el peso total del material cargado en el tambor no supere nunca el valor de carga máxima indicado en la placa dispuesta sobre la autohormigonera.
Pérdida de estabilidad de la máquina.

Golpes contra objetos.
Situar la autohormigonera en el punto concreto donde se vaya a verter el hormigón.

Comprobar previamente que la superficie esté limpia y seca y sea firme y horizontal.

Cuando se mueva el tambor para descargar el material, la pala debe encontrarse lo suficiente extendida como para que no pueda existir contacto entre ambos dispositivos.
Golpes por elementos de la máquina.

Atrapamientos con partes móviles de la máquina.
Cuando se emplee una canaleta para verter el hormigón, ningún trabajador deberá colocarse en el sentido de giro de la misma.

Si es necesaria la ayuda de un señalista para realizar alguna operación, se deberán establecer de mutuo acuerdo las señales para la indicación de giro, elevación, etc.

El señalista se deberá situar en un lugar perfectamente visible desde el puesto de conducción y lo más alejado posible del radio de acción de la máquina.
Atrapamiento del operador por vuelco de la máquina. Como norma general, las operaciones de vertido a lo largo de cortes del terreno se deberán realizar manteniendo las ruedas a una distancia superior a 2 m del borde.
Autohorm9.png
Autohorm10.png

Al finalizar el trabajo

RIESGOS MEDIDAS PREVENTIVAS
Choques contra otros vehículos.

Desplome del terreno.

Movimiento incontrolado de la máquina.
Al finalizar el trabajo, estacionar la máquina sobre una superficie lo más nivelada y resistente posible, donde no estorbe el paso a otros vehículos o personas.

Como norma general, no estacionar la máquina a menos de 3 m del borde de excavaciones o similares.

En caso de estacionar en una pendiente, se deberán colocar calzos en las ruedas.
Golpes contra elementos de la máquina. Antes de detener el motor, situar el tambor en su posición de reposo.

En autohormigoneras de descarga giratoria, colocar el tambor con su eje longitudinal en el sentido de marcha.

A no ser que el fabricante indique lo contrario, situar la pala autocargadora a nivel del suelo.
Movimiento incontrolado de la máquina.

Utilización de la máquina por personas no autorizadas.
Poner todos los mandos y palancas en posición neutral y accionar el freno de estacionamiento.

Seguir las indicaciones del fabricante para detener el motor de la máquina.

No utilizar el freno de estacionamiento para detener el movimiento de la máquina. Retirar la llave de contacto para evitar la utilización por personal no autorizado.
Daños a la máquina.

Proyección de objetos.
Al finalizar la jornada se deberán limpiar los restos de hormigón adheridos a la autohormigonera, especialmente en el tambor, la pala autocargadora y la canaleta.

Esta operación deberá llevarse a cabo con el motor parado y en los lugares específicos de la obra que se hayan previsto para ello en el Plan de Seguridad.

Emplear agua a baja presión evitando apuntar directamente al motor con el chorro.

Utilizar gafas antiproyecciones durante la limpieza de la máquina.
Autohorm11.png

Control del estado de la máquina

RIESGOS MEDIDAS PREVENTIVAS
Estallido.

Movimiento incontrolado de la manguera (latigazos).
No inflar las ruedas por encima de la presión indicada por el fabricante.

Durante el inflado de las ruedas se debe permanecer apartado del punto de conexión. Un reventón de la manguera o de la boquilla puede producir un efecto látigo.
Incendio.

Explosión.
Repostar el combustible en áreas bien ventiladas con el motor parado, el freno de estacionamiento accionado y la batería desconectada.

No fumar ni permanecer sobre el vehículo mientras se esté repostando combustible.

Evitar la proximidad de operaciones que puedan generar un foco de calor. No guardar trapos grasientos o materiales inflamables cerca del tubo de escape.

Si no se reposta con manguera, verter el combustible en el depósito con la ayuda de un embudo para evitar derrames innecesarios. En caso de derramarse combustible, no poner en marcha el motor hasta que no se haya limpiado el líquido derramado.

En caso de disponer en la obra de recipientes de combustible, almacenarlos en un lugar destinado específicamente para ello y señalizarlos con una etiqueta donde se indique “PELIGRO, PRODUCTO INFLAMABLE” de manera visible.

Se deberá disponer de un extintor de incendios en un lugar accesible cerca de la máquina o, sobre la misma, si el fabricante la ha equipado con un sistema de fijación para el extintor.
Quemaduras.

Salpicaduras y contacto con líquidos calientes y/o corrosivos.
No tocar el tubo de escape u otras partes del motor mientras el motor esté en marcha o permanezca caliente.

Rellenar siempre los depósitos de refrigerante, aceite motor o aceite hidráulico con el motor parado y frío. Emplear gafas antiproyecciones y guantes durante esta operación.
Autohorm12.png

Artículos Relacionados

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado. Cookies