Tratamientos Secundarios de las Baldosas

De Construpedia

Logo tecnopavimento.png Nota: Este artículo ha sido creado gracias a la Tecnopavimento en el marco del Programa de Afiliados de la Construpedia. El contenido está disponible en el sitio web de Tecnopavimento

¡Atención! Esté artículo está sujeto a Derechos de Autor.


El proceso al que se someten las baldosas durante estos tratamientos se convierte en un control indirecto de la calidad de las mismas, al someter a la superficie a un ataque mecánicamente fuerte, que detecta cualquier defecto estructural o superficial.

Los Tratamientos Secundarios son:

Contenido

Pulido

Pulido de las baldosas

Con este tratamiento se realiza un desbaste, afinado y pulido de la superficie de la cara vista de la baldosa que queda perfectamente lisa. La pulidora consta de diversos cabezales en los cuales se montan distintas muelas abrasivas con diferentes tamaños de granos, que van puliendo la pieza de forma gradual, produciéndose así el desbastado, pulido y abrillantado.

Generalmente se inicia con un grado de pulido 24 y se continúa progresivamente con un valor de 60, 80, 120 y 220. Se puede conseguir mayor grado de pulido, según las exigencias del cliente, hasta valores de 400, 600, e incluso 800.

Granallado

Granallado

Este tipo de acabado superficial de la cara vista se obtiene mediante máquinas especiales de granallado. El proceso consiste en someter la superficie de la cara vista de las piezas a la proyección de granalla de acero a alta velocidad, mediante turbinas o boquillas de proyección, eliminando una mínima parte de la misma y dejando los áridos vistos y la superficie de la baldosa con una textura rugosa y antideslizante.

Lavado

Este tratamiento deja a la vista los áridos que componen la capa de huella de la baldosa. El lavado se realiza mediante dos procedimientos:

  • Lavando la superficie de la baldosa con agua pulverizada después del prensado de la misma, lo cual pasa al proceso del curado.
  • Usando papeles retardadores del fraguado que se colocan sobre la superficie de la cara vista y que retrasan su endurecimiento. Transcurrido un mínimo de 24 horas, se somete la superficie de la cara vista a un lavado con agua a presión o a un cepillado.

Acabados Mixtos

Los acabados superficiales pueden combinarse entre sí, ampliando las composiciones y diseños de la cara vista (pulidos, granallados y texturizados).

Algunos de los tratamientos mixtos son granallado y pulido o granallado sobre texturizado, que se realizan cubriendo la superficie de la cara vista de las baldosas ya curadas, com máscaras de diseños especiales y someténdolas al proceso de granallado.

Artículos Relacionados

Enlaces Externos

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado. Cookies