Maquinaria. Operador de Grúa Torre. Introducción: Evolución de la Grúa Torre

De Construpedia

LogoFLC.PNG Nota: Este artículo ha sido creado gracias a la Fundación Laboral de la Construcción en el marco del Programa de Afiliados de la Construpedia. El contenido pertenece a la publicación Operador de grúa torre disponible en el sitio web Fundación Laboral de la Construcción

¡Atención! Esté artículo está sujeto a Derecho de Autor. © Fundación Laboral de la Construcción.


Evolución de la Grúa Torre

Las grúas torre tenían inicialmente dos clasificaciones: pluma horizontal y pluma abatible. La ventaja de las primeras era que contaban con un carrito del que pendía el gancho con la carga, permitiendo el desplazamiento del mismo a lo largo de la pluma, que simplificaba en gran manera la maniobra de depositar la carga en puntos diferentes.

El paso del tiempo ha ido reforzando esta tendencia y hoy puede afirmarse que en nuestro país un 90% de las grúas torre de mediana y gran capacidad son de pluma horizontal.

OGTFig1.png


Se ha mantenido y tal vez incrementado la pluma inclinada en las grúas de tamaño más pequeño y en las denominadas autodesplegables, que se utilizan principalmente en las edificaciones de tipo industrial o en viviendas de poca altura.

Otra diferencia es la forma de montaje en obra: como hemos indicado, existen las denominadas “autodesplegables” -generalmente dotadas con ruedas neumáticas- y las que antiguamente se denominaron automontantes (ahora las llamamos desmontables). Durante los primeros 20 años de historia, las grúas desmontables, mediante la utilización de reenvío de cables, y posteriormente con la utilización de husillos verticales o de pistones hidráulicos, podían colocar por si mismas los tramos (de unos tres metros) que forman el mástil de la grúa.

Esta operación, que no requería más que una ligera grúa móvil autopropulsada o un camión dotado con brazo para efectuar la descarga y previa colocación de los elementos que forman la grúa, resultaba muy laboriosa –se necesitaban entre tres y cinco jornadas, según el modelo de la grúa, para efectuar un montaje o desmontaje- y el encarecimiento de la mano de obra la hizo inviable. En la actualidad, y con la ayuda de una potente grúa móvil autotransportada, un montador y su ayudante efectúan el montaje de una grúa torre a cuarenta metros de altura en una jornada de trabajo. Para ello, se ha evolucionado fabricando tramos de mástil de hasta doce metros de largo y sustituyendo los tornillos de unión por bulones de fácil y segura colocación.

Inicio del montaje de una grúa torre

Otro cambio fundamental ha sido que las grúas torre de los años sesenta y setenta, en su mayoría, tenían movimiento de traslación, deslizandose sobre vías asentadas en traviesas de roble apoyadas en una base de grava de cantera de gran tamaño. Hoy se montan en posición estática, apoyadas sobre una plataforma de hormigón, o a partir de un tramo especial empotrado en un dado de hormigón enterrado, o sobre una base en cruz con husillos de nivelación.

La eliminación de la traslación, y el refuerzo de la estructura utilizando acero de mayor resistencia, ha permitido asimismo que la altura autoestable, que inicialmente estaba entre los 25 y 30 metros, teniendose que “arriostrar” la grúa si se necesitaban mayores alturas bajo gancho, llegue en estos momentos hasta 60 metros bajo gancho sin arriostrado.

Esta máquina, que con toda seguridad irá evolucionando y mejorando con el paso de los años, ha experimentado importantes avances, tales como:

  • Tambores de enrollado de cable ranurados, en lugar de tambores lisos de pequeño diámetro
  • Motores de hasta tres velocidades
  • Mandos a distancia, eliminado el cable conductor hasta la botonera de mando.

Las clasificaciónes de las grúas torre son las siguientes:

OGTCua1.png

Artículos Relacionados

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado. Cookies