Draga

De Construpedia


Draga.jpg

Una Draga es la embarcación destinada a la extracción de barros marinos y fluviales. Existen diferentes tipos: Draga de Cortador, Draga de Cuchara o Priestman, Draga Excavadora, Draga de Rosario o cangilones y Draga de Succión con o sin cúter.

Contenido

Riesgos Asociados

  • Caída de personas (posibles caídas al agua).
  • Caída de objetos por manipulación, desplomes o desprendimientos.
  • Pisadas sobre objetos.
  • Golpes y contactos contra objetos inmóviles o móviles de la máquina.
  • Golpes por objetos o herramientas.
  • Proyección de fragmentos o partículas.
  • Atrapamientos por o entre objetos.
  • Exposición a temperaturas extremas.
  • Contactos térmicos y/o eléctricos.
  • Inhalación o ingestión de agentes químicos peligrosos.
  • Contactos con sustancias corrosivas.
  • Explosiones.
  • Incendios.
  • Riesgos derivados de la exposición a agentes físicos: ruidos.

Prevención de Riesgos

Recomendaciones Generales

  • Utilizar dragas con marcado CE prioritariamente o adaptadas al RD 1215/1997.
  • Disponer del permiso adecuado para la conducción de la draga.
  • Asegurar en todo momento la comunicación entre el patrón y el encargado.
  • Antes de iniciar los trabajos, comprobar que todos los dispositivos de la draga responden correctamente y están en perfecto estado.
  • Está prohibido el uso del teléfono móvil, excepto si se dispone de kit manos libres.
  • Comprobar que la cabina de mando esté limpia, sin restos de aceite, grasa o barro y sin objetos desordenados en la zona de los mandos.
  • Subir y bajar de la draga únicamente por la pasarela prevista por el fabricante.
  • Comprobar que todos los rótulos de información estén en buen estado y situados en lugares visibles.
  • Comprobar la existencia de un extintor en la draga.
  • Disponer de mamparas que dividan las zonas principales y elementos estructurales (cortafuegos, sistemas de cierre, etc.).
  • Verificar que la altura máxima de la draga es la adecuada para evitar interferencias con elementos en altura.
  • Mantener limpios los accesos, asideros y escaleras; las zonas de circulación libres de obstáculos; y los posibles salientes que puedan producir arañazos o golpes protegidos.
  • Señalizar las zonas de paso.
  • Comprobar que las dragas disponen de salvavidas.

Recomendaciones Particulares

  • No permitir la presencia de trabajadores o embarcaciones en el radio de acción de la máquina.
  • No permitir el transporte de personas ajenas a la actividad.
  • En operaciones en zonas próximas a cables eléctricos, hay que verificar la tensión de los mismos para identificar y mantener la distancia mínima de trabajo.
  • Asegurar una correcta iluminación de los accesos durante los trabajos nocturnos.
  • Evitar estas operaciones en situaciones climatológicas adversas: tormentas, vientos fuertes, etc.
  • Cuando las operaciones comporten maniobras complejas o peligrosas, el patrón tiene que contar con un señalista experto que lo guíe.
  • Mantener el contacto visual permanente con las embarcaciones que estén en movimiento y los trabajadores del puesto de trabajo.
  • Mantener una distancia mínima de seguridad con el cañón de salida de los barros de draga.
  • Planificar debidamente las zonas de dragado y las rutas de navegación para evitar interferencias con el tránsito marítimo de la zona.
  • Se tiene que realizar una buena conservación de las superficies antideslizantes de los peldaños, escaleras, plataformas y puente.
  • Comprobar y arriostrar los elementos susceptibles de desplomes. No permitir que ningún trabajador puede estar bajo el radio de acción de la maquinaria de extracción.
  • Los trabajadores tienen que mantenerse lejos de todas las partes, mecanismos y aparatos en movimiento.
  • Los accesos abiertos sobre la cubierta han de estar protegidos con barandillas.
  • Los trabajadores deben ir sujetos a estructuras fijas del barco cuando tengan que realizar trabajos en la cubierta.
  • Revisar periódicamente el estado de mantenimiento de los cabos de la embarcación.
  • Controlar las sustancias peligrosas que se utilicen, según etiquetas y fichas de seguridad.
  • Controlar periódicamente la instalación eléctrica y las máquinas utilizadas, en general, y los elementos de protección, en particular.
  • Durante las operaciones de mantenimiento o reparación, no utilizar ropa holgada, ni joyas, y utilizar los equipos de protección adecuados.
  • No reparar determinados elementos de la draga cuando esté en funcionamiento o con el motor en marcha.
  • Los residuos generados como consecuencia de una avería o de su resolución hay que segregarlos en contenedores.

Enlaces Externos

Artículos Relacionados

Publicidad

AENOR



Publicidad
Publicidad
Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado. Cookies